Exposición

THE REAL THING. CONTEPORARY ART FROM CHINA

fecha de inauguración

07 Febrero 2008

fecha de clausura

27 Abril 2008

La cosa verdadera: El arte contemporáneo de China, fruto del Convenio de Colaboración con la Tate Liverpool, refleja la naturaleza variada y compleja del arte contemporáneo en China, y presenta una descripción comprensiva de algo del arte más interesante y más importante realizado desde 2000. A pesar de la proliferación de exposiciones internacionales del arte chino contemporáneo, esta sería la primera exposición, fruto del Convenio de Colaboración con la Tate Liverpool, que manifiesta en profundidad el arte contemporáneo de origen chino. El título, “La cosa verdadera”, se puede tomar como un atractivo indicador de que la exposición será una reflexión profunda y cualificada del arte contemporáneo que en estos momentos se desarrolla en China. Artistas contemporáneos, predominante jóvenes, reunidos en buena parte alrededor de ciudades como Beijing y Shangai, mantienen un arraigado compromiso por permanecer en su país impulsados por el crecimiento del mismo, lo que genera una confianza en ellos mismos y una madurez que permite encontrar verdaderos talentos, desconocidos para occidente. Como dicha muestra reflejará, China se mutabiliza y metamorfosea hacia líneas que concurren con la globalización aunque con una mirada en sí misma, en sus propias posiciones individuales, en su verdad, dentro de una sociedad que manifiesta la vivacidad, la energía, la habilidad y la imaginación contemporánea que estos artistas recogen con enorme inteligencia y sinceridad en sus obras. Por ello, a través de esta muestra y con esta visión universalista se estrecharánn los vínculos de amistad entre las sociedades que viven separadas geográficamente pero que pueden ser conectadas mediante un compromiso por las artes. De este modo, a través de las manifestaciones artísticas podemos comprender mejor las costumbres y tradiciones culturales de otras latitudes y formalizar un mayor entendimiento entre las civilizaciones más desconectadas históricamente.

Compartir

EmailFacebookTwitterInstagram

Adjuntos

EmailFacebookTwitterInstagram