Exposición

Miguel Berrocal

fecha de inauguración

23 Julio 2002

fecha de clausura

20 Octubre 2002

Miguel Ortiz Berrocal nace en Villanueva de Algaidas, Málaga, en 1933. Comienza su formación académica en la Facultad de Ciencias Exactas de Madrid, donde cursa los dos primeros años de matemáticas, obligatorios para el ingreso en la Escuela de Arquitectura. Mientras tanto, como muchos de los aspirantes a cursar los estudios de Arquitectura, frecuenta la Escuela de Artes y Oficios, donde es discípulo de Ángel Ferrant y más tarde, alumno del ceramista Pierre Canivet en París. Se interesó desde su juventud por un sistema de escultura desmontable, transformable y combinatorio que caracteriza toda su posterior producción escultórica. En ella hay una búsqueda constante de nuevos conceptos y espacios desconocidos en el interior de la propia estructura que abre el camino para que el espectador se adentre en el mundo de la construcción y la deconstrucción. En su obra han influido escultores como Oteiza y Chillida entre otros. Recurre a temas clásicos ( torsos, cabezas o figuras reclinadas) y, sobre todo, a un cierto antropomorfismo para evitar un resultado excesivamente geométrico y abstracto aunque es evidente la impregnación de las matemáticas o la arquitectura en sus esculturas fruto de su propia inclinación y de su formación académica. Su estilo se caracteriza por la inspiración helénica, por el barroquismo y la complejidad y amplitud de las formas. La meticulosidad y precisión en la realización de complejas piezas manipulables, la exactitud de los diseños y los posteriores ensamblajes, dan como resultado elementos escultóricos formados, a su vez, por otras piezas que tienen una identidad propia. Es precisamente esa dificultad que comporta la realización de cada una de sus esculturas la que le impulsa, a partir de 1962, a realizar las mismas de manera seriada. Con ello abre la posibilidad al escultor de multiplicar sus piezas de la misma manera que lo hacen los pintores gracias a los procedimientos que la Artes Gráficas les brindan. Así pues, un mismo tema, se repite en una dimensión distinta, con elementos nuevos combinados y dispuestos de manera diferente. A partir de 1974 su estilo se depura extraordinariamente, pasando a realizar formas más sencillas y mecanicistas. En su etapa más reciente se ha servido de un dibujo cada vez más elemental y esencial. Desde que en 1952, celebrara en la galería Xagra de Madrid su primera individual, ha realizado numerosas exposiciones por todo el mundo y su obra se encuentra en importantes museos e instituciones tanto europeas como americanas. La muestra que el IVAM le dedica recorre, de una manera tanto temática como cronológica, toda su producción escultórica centrándose en las piezas más representativas Dividida en los apartados: Primeras esculturas, torsos y mujeres, en ella se mostraran piezas claves de su producción como el gran torso en madera Richelieu que se expondrá totalmente desmontado como eje central de la muestra. Asimismo incluye una selección de dibujos en relación directa con las esculturas expuestas. Acompañando a la exposición se editará un catálogo con reproducciones en color de todas las obras y con un texto teórico de la historiadora del arte Lola Jiménez Blanco y contribuciones literarias de escritores y poetas como José Antonio Muñoz Rojas, Ángela Vallvey y Valentí Puig.

Compartir

EmailFacebookTwitterInstagram

Adjuntos

EmailFacebookTwitterInstagram